BAÑADA POR EL SOL

El sol me sigue mientras dibuja como un niño sombras bajo mis pies.

El sol se instala en mi piel pintándola de color canela y enciende a mi mirada esquiva que se ha perdido entre los edificios de la ciudad.

El sol resplandece cada día, colándose entre los huecos de mi oscuridad, iluminando mis habitaciones vacías, intentando que mi corazón ahogado de no deje de latir.

Me enseña a soñar, intentando transformar sin éxito a mis cabellos oscuros por el suave dorado que todo lo cubre.

Me da calor cuando la tarde me ha seducido con su frío, y pienso que ya nada podrá despertarme de mi largo letargo.

El sol, ese espíritu libre que baila revoltoso y me hace confundir los días de invierno por un verano sin final.

Ese que me recuerda, que debo levantarme, aunque el cielo este lleno de nubes negras, ese que me recuerda que puedo brillar si me lo propongo, ese que compartimos cada día en extremos distintos, ese que me hace creer que todo es posible mientras su luz aún no se extinga.

Estoy aquí bañada por el sol, el mismo sol que cambia mis lagrimas por arcoíris, luz brillante que se empeña en abrir las ventanas cerradas , que se empeña en robarme una sonrisa, que me hace caminar  por baldosas plateadas.

El mismo sol que nos cubre, que te acompaña aunque aún tus ojos sigan en la penumbra, esta ahí, ¿es qué no lo ves?

Está tras  nebulosas de vapor, deseando hacerse paso para iluminarte con su fuerza, esa fuerza que no ves.

Anuncios

Autor:

Comencé a escribir con diecisiete años, recuerdo que mi hermana me animo, porque yo tenía miles de ideas pero no me atrevía a plasmarlas pero un día lo hice y desde entonces he seguido escribiendo aunque no siempre. Cada poema guarda una historia, a veces un fragmento de mi, otras veces alguien que me inspiro.Me encanta expresarme por medio de los poemas y llegar hasta otras personas. Espero seguir escribiendo durante mucho tiempo y describir los sentimientos a través de mi ventana.

6 comentarios sobre “BAÑADA POR EL SOL

  1. Excelente poema, con una gran dulzura. Acaso ese sol tenga algo de ti, o tú de él, a saber: esa luz radiante, resplandeciente, con que nos alumbras los corazones mediante tus románticos versos y aportas calor a nuestros corazones; esa brillante luz que nos ilumina y aporta sosiego a nuestros corazones.
    Mi más sincera enhorabuena, amiga.

    Le gusta a 1 persona

  2. Wowww!!! Muchas gracias Javi, me alegra poder iluminar con mis versos a todo quien me lea.Nuevamente gracias por tus preciosas palabras jeje me vas a mal acostumbrar jejeje.Te mando un abrazo de los grandes jeje

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s